Victoria Beckham, tiene una nueva niña mimada

Share Button

Victoria Beckham

Su tienda, un lugar hecho a su imagen y semejanza…

Luego de meses de expectativas, este jueves las puertas de la primera tienda de Victoria Beckham se abrieron…

Y la espera ha acabado con una grata sorpresa, al descubrir que se trata de un lugar distinto a los demás.

La ex Spice Girl ha dejado su huella. En la fachada de la tienda no hay escaparates convencionales, sino una enorme cristalera y una impactante puerta color gris. En el interior, la ropa y los accesorios se exponen como una instalación de arte basada en las geometrías y a la hora de pagar, no hay cajas, sino que las vendedoras llevan un iPadque pasa factura en cualquiera de los dos pisos; el sótano está reservado a VIPs, exposiciones o “nuevas oportunidades”, dice la portavoz de Victoria.

David Beckham no fue el único de la familia que se acercó hasta el 36 de Dover Street para satisfacer a Victoria y a la multitud de medios y curiosos allí congregados. Louise y Jackie Adams, hermana y madre de la diseñadora, también asistieron. Curiosamente, la que no estuvo presente en este evento tan importante es la propia Victoria, muy atareada estos días en Nueva York. 

Como era de esperarse, todo lo que se vende en la tiene es muy caro…

El objeto más barato es un tarjetero de 180 euros; lo más caro, un vestido de noche blanco de 6.960 euros. No hay letreros indicativos en ninguna parte, excepto los extintores de fuego en un rincón, junto a los probadores, que en la tienda de la Beckham son familiares y elegantes.

Ella, que estos días se ha prodigado en declaraciones públicas -varios medios británicos y norteamericanos claman entrevistas exclusivas- cuenta que sus hijos le acompañan a los probadores y nunca puede colocarlos en ellos, por lo tanto, en su boutique hay espacio para que el niño juegue mientras la madre se prueba los modelos y las bolsas de la compra reposan con comodidad.

Share Button